Lun. Sep 28, 2020

Latino News

Noticias de Hazleton y el mundo

Fundado el 20 de mayo de 2013

Las elecciones de noviembre en este país

El próximo 3 de noviembre son las elecciones presidenciales en este país. Después de la escogencia de los candidatos en las primarias de ambos partidos; las actividades de campaña, no han albergado grandes concentraciones de personas, debido a las medidas sanitarias impuestas por las autoridades de salud para evitar los contagios del Covid 19.

La carrera hacia la Casa Blanca de acuerdo a las encuestas, dan como preferido al candidato del Partido Demócrata Joe Biden. Sin embargo, el actual presidente Donald Trump en su desesperación por ganar la reelección, aparte de inventar teorías conspirativas en contra de los demócratas; ha creado dudas respecto al voto por correo, que es una modalidad de votación, que se ha usado siempre sin grandes contratiempos.

 En estas elecciones, muchas más personas de lo habitual, van a sufragar desde sus casas por temor al contagio. Esto conllevaría a que no se tengan los resultados el mismo día de las votaciones, pero no significa que se deba sembrar dudas sobre la legalidad de los resultados finales, que es lo que ha hecho Trump con sus declaraciones de estos días.

 En Carolina de Norte y a través de su cuenta de Twitter el presidente, llegó a insinuar a sus seguidores que votaran dos veces. Aunque luego dijo, que lo que quiso decir, fue que es importante que los votantes se chequearan en los centros de votación, para ver si sus votos fueron realmente contados. Detrás de esta supuesta “preocupación” lo que se busca, es crear incertidumbre entre los votantes y a la vez, quitarle credibilidad al voto por correo.

Es una violación a la ley, pedirle a alguien que vote dos veces han dicho las autoridades electorales de algunos estados. Aunque se hagan las aclaraciones oportunas, evidentemente que la estratagema de Trump está dando resultado y es seguro que la incertidumbre respecto al voto por correo está sembrada en las mentes de muchos votantes a nivel nacional.

Donald Trump con su autoritarismo, en solo tres años, ha ido socavando la fortaleza de muchas instituciones de este país, amparado tan solo, en su ególatra personalidad. Ha alentado el recrudecimiento del racismo sistémico con sus consignas populistas, inmiscuyéndose en los asuntos de los gobernadores estatales, queriendo trazar pautas y amenazando con cortar fondos federales a los que no se sometan a su voluntad.

Si Trump gana la reelección en noviembre del 2020, este país está condenado a seguir transitando por el camino del irrespeto, el autoritarismo y las teorías conspirativas.  Cerrarnos en una política exterior no clara, repercutirá en nuestra economía tal vez de un modo más cruento, que lo ha que ha supuesto la pandemia.